JUICIO EJECUTIVO - ANOMALÍAS - JUICIO EJECUTIVO SIN RESPETO A LA LEY - JUICIO EJECUTIVO SIN CUMPLIMIENTO DE LOS RECAUDOS LEGALKES - REQUISITOS FORMALES NECESARIOS PARA EL JUICIO EJECUTIVO - JURISPRUDENCIA ERRÁTICA - EXCESIVA CONCESIÓN DE EJECUTIVOS

JUICIO POR DAÑOS Y PERJUICIOS POR CAUSA DE UN JUICIO EJECUTIVO. POSIBILIDAD DE INICIAR JUICIO POR DAÑO MORAL ESTANDO EN TRÁMITE EL JUICIO EJECUTIVO. NO EXISTE NINGUNA PROHIBICIÓN EN RECLAMAR POR DAÑO MORAL POR UN JUICIO EJECUTIVO MAL IMPETRADO. PUES, SI BIEN LA LEY PERMITE EL REEMBOLSO DE LO MAL PAGADO EN UN JUICIO ORDINARIO POSTERIOR, EL JUICIO POR DAÑO MORAL, NO TIENE NADA QUE VER CON LAS CONDENACIONES PATRIMONIALES QUE PREVIAMENTE DEBE CUMPLIR EL EJECUTADO CON RESPECTO AL CAPITAL COBRADO EN UN JUICIO EJECUTIVO. EL DAÑO MORAL, NO ES UNA RECLAMACIÓN PATRIMONIAL. DESCARGA EN AUDIO TEXTO IMPLICA QUE LO PUEDE ESCUCHAR AL TEMA POR INTERNET O DESCARGAR ESTE CONTENIDO EN AUDIO EN SU PC.

 

 Por el doctor Juan Carlos Muse Generch.

 

SI ESTE TEMA NO LE INTERESA HAGA CLIC DEBAJO PARA IR A OTRO TEMA DE DERECHO DEL ÍNDICE GENERAL.

 

 

 

 

HAGA CLIC EN EL TEMA QUE MAS LE INTERESE, AUNQUE RECOMIENDO UNA LECTURA COMPLETA.

Juicio Ejecutivo. Concepto.

Anomalías.

¿Cual es la razón de tanta elasticidad en perjuicio del derecho de defensa en juicio?. Perjuicios al derecho de defensa.

Mas anomalías.

Entonces ¿Que sentencia se dicta en un proceso ejecutivo?

La acumulación a proceso de distinta naturaleza. Mas confusión.

Fallo muy importante por la carga de la prueba diabólica.

Como conclusión.

 

Juicio Ejecutivo. Concepto.

Si bien a lo largo de estas páginas puede advertirse que lo que refiere al Derecho Procesal, no le he dedicado mucho tiempo, es cierto que, he criticado la posición de muchos magistrados al conceder juicios ejecutivos por analogía. Para ver mi crítica haga clic en el siguiente botón, si lo desea. Podra ver en el tema los siguientes ítems.

EL EXCESO EN EL JUICIO EJECUTIVO Y EN LOS APREMIOS.

¿PUEDE PEDIRSE UN EMBARGO PREVENTIVO O UNA CAUCIÓN?

¿PUEDE, EN CIERTA MANERA, PEDIRSE UN EMBARGO, PREVENTIVO AÚN CUANDO NO SE HAYAN CUMPLIDO CON LAS CONDENACIONES DEL EJECUTIVO?

¿QUE PODEMOS HACER CON EL EJECUTANTE INSOLVENTE?

¿QUE SUCEDE EN EL CASO DE QUE EL MISMO TÍTULO CONTENGA UNA ILICITUD?

¿PUEDEN EXISTIR JUICIOS EJECUTIVOS POR ANALOGÍA?

Por consiguiente, si tengo que dar un concepto de juicio ejecutivo, que no sea propio, acudo, a la que considero la mejor definición del mismo, es a través de sus características: a) Deudor cierto, b) Acreedor cierto, c) Deuda cierta líquida, exigible, d) Mora del deudor y e) Documento indubitado o Título ejecutivo. Definiciones, la doctrina no brinda, y la doctrina judicial, como veremos, tampoco tiene una posición clara y es una materia pendiente de su doctrina, de la doctrina emanada de los jueces.

Sin embargo se sorprenderá el lector, cuando al lado de tanta certidumbre se le afirme que puede continuar el debate, una vez cumplidas las condenaciones de ese tipo de juicios, donde todo aparece como cierto. Por lo que, en rigor de verdad, estas características son bastante relativas.

Si existiese tanta certidumbre no existiría la posibilidad de debatir nuevamente las condenas impuestas en el juicio ejecutivo.

Por ello, la sentencia que se dicta nunca es definitiva y permite el ulterior debate, y, aún, la interposición de un juicio por daños y perjuicios, cumplidas las condenaciones del ejecutivo.

Sucede que, falta un elemento caracterizador esencial, el cual consiste en que, esa supuesta certidumbre, proviene de la ley, al establecer qué elementos documentales son los que configuran esa certidumbre. Y no es el caso de que todos esos elementos documentales configuren certidumbre, por cuanto los casos en los que el Código Prcoesal habilita el juicio ejecutivo. Vamos a repasar cuáles son los títulos ejecutivos que dan esas certezas.

Art. 521. - Títulos ejecutivos. Los títulos que traen aparejada ejecución son los siguientes:

1º) El instrumento público presentado en forma.

2º) El instrumento privado suscripto por el obligado, reconocido judicialmente o cuya firma estuviese certificada por escribano con intervención del obligado y registrada la certificación en el protocolo o libro de requerimientos.

3º) La confesión de deuda líquida y exigible prestada ante el juez competente para conocer en la ejecución.

4º) La cuenta aprobada o reconocida como consecuencia del procedimiento establecido en el artículo 523.

5º) La letra de cambio, factura conformada, vale o pagaré, el cheque y la constancia del saldo deudor de cuenta corriente bancaria, cuando tuvieren fuerza ejecutiva de conformidad con las disposiciones del Código de Comercio o ley especial.

6º) El crédito por alquileres o arrendamientos de inmuebles.

7º) Los demás títulos que tuvieren fuerza ejecutiva por ley y no estén sujetos a un procedimiento especial.

Art. 522. - Crédito por expensas comunes. Constituirá título ejecutivo de crédito por expensas comunes de edificios sujetos al régimen de propiedad horizontal.

En el escrito en que se promueva la ejecución deberán acompañarse certificados de deuda que reúnan los requisitos exigidos por el reglamento de copropiedad. Si éste no los hubiere previsto, deberá agregarse copia protocolizada de las actas de las reuniones del consorcio, celebradas de conformidad con el reglamento, en las que se ordenaron o aprobaron las expensas. Asimismo, se acompañará constancia de la deuda líquida y exigible y del plazo concedido a los copropietarios por abonarla, expedido por el administrador o quien haga sus veces.

Art. 523. - Preparación de la vía ejecutiva. Podrá prepararse la acción ejecutiva, pidiendo previamente:

1º) Que sean reconocidos los documentos que por sí solos no traigan aparejada ejecución.

2º) Que en la ejecución por alquileres o arrendamientos, el demandado manifieste previamente si es locatario o arrendatario y, en caso afirmativo, exhiba el último recibo.

Si el requerido negase categóricamente ser inquilino y su condición de tal no pudiere probarse sumariamente en forma indubitada, no procederá la vía ejecutiva y el pago del crédito será reclamado por juicio sumario. Si durante la sustanciación de éste se probare el carácter de inquilino, en la sentencia se le impondrá una multa a favor de la otra parte, equivalente al treinta por ciento (30 %) del monto de la deuda.

3º) Que el juez señale el plazo dentro del cual debe hacerse el pago, si el acto constitutivo de la obligación no lo designare o si autorizare al deudor para realizarlo cuando pudiera o tuviese medios para hacerlo. El juez dará traslado y resolverá, sin más trámite ni recurso alguno.

4º) Que el deudor reconozca el cumplimiento de la condición, si la deuda fuese condicional.

Art. 524. - Citación del deudor. La citación al demandado para que efectúe el reconocimiento de su firma se hará en la forma prescripta en los artículos 338 y 339, bajo apercibimiento de que si no compareciere o no contestare categóricamente, se tendrá por reconocido el documento, o por confesados los hechos en los demás casos.

El citado deberá comparecer personalmente y formular la manifestación ante el juez. Dicha manifestación no podrá ser reemplazada por un escrito.

Si el citado no compareciere, o no probare justa causa de inasistencia, se hará efectivo inexcusablemente el apercibimiento y se procederá como si el documento hubiere sido reconocido por el deudor personalmente, o hubiese confesado los hechos, en los demás casos.

Art. 525. - Efectos del reconocimiento de la firma. Reconocida la firma del instrumento, quedará preparada la acción ejecutiva, aunque se hubiese negado su contenido.

Art. 526. - Desconocimiento de la firma. Si el documento no fuere reconocido, el juez, a pedido del ejecutante, previo dictamen de uno (1) o de tres (3) peritos, según el monto del juicio, designados de oficio, declarará si la firma es auténtica. Si lo fuere, se procederá según lo establece el artículo 529 y se impondrá al ejecutado las costas y una multa equivalente al treinta por ciento (30 %) del monto de la deuda, que aquél deberá dar a embargo, como requisito de admisibilidad de las excepciones. Si no las opusiere, el importe de la multa integrará el capital a los efectos del cumplimiento de la sentencia de remate.

La resolución que declara la autenticidad de la firma e impone la multa será apelable en efecto diferido.

Art. 527. - Caducidad de las medidas preparatorias. Se producirá la caducidad de las medidas preparatorias del juicio ejecutivo, sin necesidad de declaración judicial, si no se dedujere la demanda dentro de los quince (15) días de su realización. Si el reconocimiento hubiese sido ficto, el plazo correrá desde que la providencia hubiese sido notificada al ejecutante.

Art. 528. - Firma por autorización o a ruego. Si el instrumento privado hubiese sido firmado por autorización o a ruego del obligado, quedará preparada la vía ejecutiva si, citado éste, declarase que otorgó la autorización o que es cierta la deuda que el documento expresa.

Si la autorización resultare de un instrumento público, bastará citar al autorizado para que reconozca la firma.

Como podemos observar toda esa certidumbre de la que se habla es netamente formal o documental. Se trata entonces de un procedimiento en el que la mentada certidumbre no es tal, sino que debiera señalarse que, el  Deudor cierto lo es desde un examen documental, el Acreedor cierto lo es desde el mismo examen y las demás categorías:, la Deuda cierta líquida, exigible, la Mora del deudor y el Documento indubitado tratan de certidumbres documentales.

El Título ejecutivo se trata de certidumbres establecidas por la ley, pero que no constituyen en sí, la demostración de hechos de ninguna manera.

Por ello la ley habla, en lugar de documentos ciertos, de "títulos" que traen aparejada la ejecución, categorizando a determinados documentos.

Por ende, al calificar a a prueba, de esta manera, habilita al cobro compulsivo, menoscabando el derecho de defensa en juicio, y estableciendo que, ese derecho, sólo puede ejercerse mediante lo que denomina la ley "excepciones". Excepciones ¿a qué?, al Derecho de Defensa.

Supuestamente el mismo no queda conculcado por la posibilidad de seguir debatiendo el proceso ejecutivo en otro posterior, y reembolsarse el ejecutado, a juicio posterior, y con mayores medios de prueba que los documentales establecidos como "títulos" en los Códigos de Procedimiento...

Sin embargo, la elasticidad procesal que la jurisprudencia tiene para con muchos de ellos, ponen en peligro ese derecho. Así sucede por ejemplo con las expensas. Los administradores de consorcio no suelen cumplir con todos los requisitos establecidos en el art. 522 y suelen sentenciar en contra del consorcista, mas de una vez, cuando quien ejecuta las expensas ni siquiera acreditó su carácter de consorcista ni de administrador. Repasemos los requisitos: .

Dichos requisitos, son, como hemos visto:

a) certificados de deuda que reúnan los requisitos exigidos por el reglamento de copropiedad.

b) Acompañar por lo tanto el reglamento aludido.

c)  o copia protocolizada de las actas de las reuniones del consorcio, celebradas de conformidad con el reglamento, en las que se ordenaron o aprobaron las expensas.

d) Por lo que debe agregase en ese caso, las referidas actas protocolizadas ( es decir, pasadas al protocolo de un escribano público ).

e)  La constancia de la deuda líquida y exigible

d)  el plazo concedido a los copropietarios por abonarla, expedido por el administrador o quien haga sus veces.

e) Presentarse al cobro el administrador o quien haga sus veces.

Anomalías.

La jurisprudencia,se encargó de extender las posibilidades de impedir el derecho de defensa en juicio habiéndose dictado fallos que contravienen estos requisitos:

Así se ha señalado:

1.-Corresponde confirmar el fallo que mandó llevar adelante la ejecución, pues la certificación de deuda líquida y exigible con los datos del deudor y acreedor, expedida por el administrador del Consorcio cuya función se comprueba, además, con el acompañamiento de las actas de asamblea que lo designan en tal carácter, resulta el título hábil suficiente para la vía ejecutiva ejercida, sin que sea menester ningún otro aditamento.

2.-Corresponde rechazar la excepción de falta de personería opuesta por la demandada en una acción por cobro de expensas, pues en dicho proceso ejecutivo el fin último es la tutela de los intereses de todos los consorcistas, no procediendo en este trámite particular cuestionar la designación del administrador que asumiera la representación del consorcio en el proceso, desde que en la interpretación de sus reglas específicas no priva un criterio riguroso respecto de las condiciones de ejecutabilidad del título.

 En el caso, se exhibió para la ejecución, sólo una fotocopia autenticada por escribano público. En la sentencia se dijo: "Que las quejas vertidas por la demandada -atinentes a violación del procedimiento y falta de personería- no pueden ser de recibo. En efecto, la primera de ellas, cual reposa en que la sentencia hace mérito de una copia certificada que -a su vez y valga la redundancia- certificaría el original de la escritura del Reglamento del Consorcio, poniéndolo en estado de indefensión, se muestra ajena a lo que estrictamente impone la legislación en materia de cobro de créditos por expensas comunes."

Pues bien, las fotocopias de las fotocopias, pueden ser de un viejo Reglamento de Copropiedad y Administración. Pero, esto se obvia en razón de los supuestos intereses superiores del consorcio al decirse: Tampoco se cumplió con la formalidad del plazo concedido, ni con la constancia de deuda líquida y exigible obteniendo esos datos el fallo por conducto de un silogismo fuera de las formas solemnes establecidas por la ley y encima se señala que la enumeración es meramente enunciativa. Esto de ninguna manera puede ser aceptado..

Se señaló además: Con ello quiero significar que la vía ejecutiva, en el caso, no se encuentra dada por el Reglamento de Propiedad Horizontal, el que se encuentra debidamente inscripto según surge de la copia adjuntada con la contestación de las excepciones a fs. 29/58 (resultando además absolutamente irrelevante el planteo esgrimido de que se trata de una fotocopia de otra fotocopia, siendo que el otorgante de ellas ha sido el mismo escribano actuante en ambos casos), sino que el procedimiento ejecutivo está previsto por el Código Procesal Civil y Comercial de la Provincia conforme a la norma anteriormente transcripta (art. 518), sin perjuicio de señalar también que, en aquellos códigos que no contienen tal previsión, como el del rito santafesino por ejemplo (art. 442 ), razón por la que en principio debiera acudirse al procedimiento ordinario, no existe impedimento alguno toda vez que el referido artículo realiza una enumeración meramente enunciativa de los distintos supuestos de título ejecutivo, por lo que dicha vía puede ser la elegida en el reglamento de copropiedad y administración en cuanto contrato que rige la vida comunitaria de los propietarios -estableciendo derechos y obligaciones transmisibles a los sucesivos adquirentes de las unidades funcionales-, en tanto se observen los recaudos que la ley exige a los fines de conferirle fuerza ejecutoria (esto es:legitimación activa y pasiva, suma líquida o fácilmente liquidable y exigible o de plazo vencido), y así ha sido resuelto (cfme. CCC de Azul, sala II, 17/08/1999, "Consorcio Edificio Horizonte c. Haeusser, Eduardo R.", LLBA, 2000-26, citado por RODRÍGUEZ OCAMPO, Mariel A., en: "Títulos ejecutivos autocreados", publicado en LA LEY 2006-A-1249, y demás doctrina y jurisprudencia allí anotada).

Consorcio de Propietarios Barrio El Foro Ltda. c/ Edith Perassi de Marcon s/ ejecutivo

Tribunal: Cámara de Apelaciones en lo Civil, Comercial, Familia y Contencioso Administrativo de Río Cuarto. 27-nov-2008. Fallo provisto por Microjuris.

Otro:

La exigencia formal de notificar al deudor moroso de expensas antes de iniciar el juicio no constituye requisito esencial, desde que el requerimiento queda suplido con la intimación de pago y citación de remate realizada en autos, de manera tal que su incumplimiento no puede enervar la pretensión ejecutiva, pues tanto la doctrina como la jurisprudencia de manera uniforme establecen para las expensas comunes, la mora automática.

Como hemos visto, es necesario acompañar el plazo concedido al propietario para abonar la deuda.

CC0201 LP, B 73088 RSD-153-92 S 2-5-1992 , Juez SOSA (SD)

CARATULA: Consorcio Galería Williams c/ Salerno, Alberto s/ Cobro de expensas MAG. VOTANTES: Sosa - Crespi

CC0201 LP 112337 RSD-43-10 S 8-4-2010 , Juez LOPEZ MURO (SD)

CARATULA: Consorcio Prop. Edif. Calle 31 nø 1524 c/ Rodas, Elena s/ Cobro ejecutivo MAG. VOTANTES: López Muro-Bissio

¿Cual es la razón de tanta elasticidad en perjuicio del derecho de defensa en juicio?. Perjuicios al derecho de defensa.

La velocidad del cobro, evitar los debates y la extensión de los procesos judiciales. Pero esto debe balancearse adecuadamente, con el Derecho de Defensa. Pues, en muchos casos, lo que está en juego es la vivienda propia del accionado, y a veces frente a un accionante insolvente, delante del cual, no puede haber juicio de repetición de lo mal pagado, y ello habilitaría las medidas cautelares. Pero, y sin embargo, de esto no se habla. Al respecto me he referido a esta posibilidad. Al respecto puede hacer clic en el siguiente botón respecto de este tema tratado de un reembolso tal vez imposible de realizar, por lo que puede hacer clic en el siguiente botón. 

Mas anomalías.

Otro caso, un pagaré en fallo plenario.

Kairus, José c/ Romero, Héctor y otro s/

Tribunal: Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial

Sala/Juzgado: en pleno

Fecha: 17-jun-1981

Fallo provisto por Microjuris. Cita: MJ-JU-M-6330-AR | MJJ6330 | MJJ6330

1.- En el caso de pagarés con la cláusula sin protesto la mora del deudor se produce por el vencimiento del plazo fijado en el documento.

2.- Quien invoque la falta de presentación de los documentos al cobro tiene la carga de la prueba de tal inobservancia.

Corresponde recalcar que el proceso por el cobro del pagaré ha sido ejecutivo, y que la prueba que exige el fallo plenario es de las llamadas NEGATIVAS, o sea que hay que probar que NO PASÓ cierto hecho. Es la llamada prueba diabólica. ¿Cómo probar que algo no pasó?

Sin embargo, a pesar de no haberse protestado el documento le dieron igualmente fuerza ejecutiva.

Y sostienen los señores jueces que, esto no vulnera el derecho de defensa, por cuanto puede existir un debate ulterior, con reembolso de lo pagado.

Parece increíble que esta inversión, donde el derecho de defensa pleno garantizado por la Constitución Nacional, por excepción invertido, los señores magistrados le otorguen tanta elasticidad. Y muchos ejemplos mas puedo dar. He transcripto el sumario de este fallo por ser un fallo plenario ( Cámara en pleno ).

Entonces ¿Que sentencia se dicta en un proceso ejecutivo?

Se dicta una sentencia en la que se dejan a salvo los derechos del vencido para discutir ulteriormente el tema con otros medios de prueba que no son solamente documentales. Le dan a la sentencia el carácter o naturaleza de interlocutoria. Es decir, se reconoce, por esta vía, que la sentencia no es definitiva, y que por lo tanto, admite un posterior debate y cobro de lo mal pagado.

Sin embargo, por los efectos, la sentencia puede tener el carácter de definitiva, pues puede equivaler a un despojo irrecuperable de los bienes del supuesto deudor.

De allí que sea inadmisible, completamente, elasticidad alguna, como tampoco que los magistrados otorguen la calidad de títulos ejecutivos a aquellos documentos que la ley no se los otorga.

Examinando el proceso, es totalmente diferenciado de los demás. Sin embargo quisiera hacer una cita de un autor.

La acumulación a proceso de distinta naturaleza. Mas confusión.

Carlos Eduardo Fenochietto en su Código Procesal Civil de la Provincia de Buenos Aires,  7ma edición actualizada, de editorial Astrea ha reconocido la posibilidad de acumular un juicio ejecutivo, Señala al respecto:

"Corno excepción, se ha admitido la acumulación de un juicio de consignación con trámite sumario, con otro ejecutivo, cuando el primero reúne prima facie los requisitos de seriedad que autoriza a presumir la posibilidad cierta del dictado de sentencias contradictorias; sin perjuicio de que cada proceso se sustancie por separado, por sus respectivos trámites, pronunciándose oportunamente una sola sentencia. Esta acumulación anómala se denomina "impropia"." ( pág. 123 comentario al artículo 188 )

Especifica las concordancias en los Códigos Procesales Provinciales CPN, art. 188; Cat., art. 188; Chaco, art. 188; Chubut, art. 188; Córd., arts. 448 a 450 y 455; ERfos, arts. 185 y 664; Form., art. 188; Jujuy, art. 213; LParnpa, art. 188; LRioja, arts. 128 y 129; Mend., art. 98; Mis., art. 188; Neuq., art. 188; RNegro, art. 188; Salta, art. 188; Sitian, art. 194; SLuis, art. 188; SCruz, art. 189; SFe, art. 340; SdelEstero, art. 188; TdelFuego, art. 217; 'Fue., art. 180.

Trata allí el tema de la acumulación de procesos que el Código Procesal los admite de la siguiente forma:

CAPITULO II - Acumulación de procesos

Art. 188. - Procedencia. Procederá la acumulación de procesos cuando hubiese sido admisible la acumulación subjetiva de acciones de conformidad con lo prescripto en el artículo 88, y, en general, siempre que la sentencia que haya de dictarse en uno de ellos pudiere producir efectos de cosa juzgada en otro u otros.

Se requerirá además:

1º) Que los procesos se encuentren en la misma instancia.

2º) Que el juez a quien corresponda entender en los procesos acumulados sea competente por razón de la materia.

3º) Que puedan sustanciarse por los mismos trámites. Sin embargo, podrán acumularse dos (2) o más procesos de conocimiento, o dos (2) o más procesos de ejecución sujetos a distintos trámites, cuando su acumulación resultare indispensable en razón de concurrir la circunstancia prevista en la última parte del primer párrafo. En tal caso, el juez determinará el procedimiento que corresponde imprimir al juicio acumulado.

Señala, asimismo la posibilidad de que en el juicio ejecutivo, denegada la apelación con respecto a su admisión, el accionante pueda recurrir en queja por ante el Superior, a efectos que se le conceda la posibilidad de accionar ejecutivamente. Expresamente lo señala en la página 168 de la obra citada.

También señala que deben cumplirse los requisitos atinentes a toda demanda, sin embargo nos señala que la jurisprudencia ha rechazado la posibilidad de invocar el defecto legal que pueda tener la demanda ejecutiva. La excepción de defecto legal se vincula a las formalidades intrínsecas de la demanda, siendo improcedente en el supuesto del inc. 5 del art. 330, vale decir, en el error o la oscura calificación jurídica de la pretensión hecha valer, pues dicha valoración corresponde, con carácter exclusivo, al tribunal. Corresponde su rechazo en el juicio ejecutivo por no estar prevista en el enunciado taxativo de las excepciones (art. 542); si no se denunció el domicilio real del actor; y en especial cuando no impide el demandado su adecuada contestación mediante excepciones o defensas, conforme uniforme Jurisprudencia citada por el autor..

Por lo visto, y lo establecido en los Códigos Procesales de las Provincias, el juicio ejecutivo, tiene su propio trámite, separado e independiente del resto de los tipos de procesos. Pero y sin embargo se le ha permitido a acumularse a procesos de conocimiento breve a fin de no recaer, el Poder Judicial, en sentencias contradictorias.

Advertimos que, en materia de acumulación, conforme al inc. 3 del art. 188 del Código Procesal, no podrían ser acumulados. La elasticidad procesal señalada por el autor, para poder acumularlo a otro de un trámite sumario a fin de evitar sentencias contradictorias.

Vale decir que, en el juicio ejecutivo, aunque todos los autores y jurisprudencia son contestes en el hecho de que no cierra, el juicio ejecutivo, definitivamente la discusión - como sí, en otros trámites procesales, en principio - esta teoría de pague y luego reembolse, se ha llevado a extremos de ininteligibilidad.

Nadie nos dice qué es un juicio ejecutivo. Pero todos sabemos que la ley erige en calidad de títulos ciertos documentos por una razón de crédito al cual, el debate previo, le quita la posibilidad de que, dicho crédito tenga existencia o se vea entorpecido en un juicio de conocimiento pleno, su cobro.

Como vemos el proceso ejecutivo no puede sino acumularse a otro de la misma clase, pero, y sin embargo, cuando no es una sentencia en sentido cognoscitivo de manera absoluta, o sea que permita el juicio posterior, de recupero de lo mal pagado, permiten la acumulación, siendo su atipicidad muy evidente.

La pregunta de rigor es ¿Que es lo que están haciendo? ¿Que entienden que es la sentencia del juicio ejecutivo? Parecería que es la resolución de un fondo de un asunto. Esta cuestión de entrar en sentencias contradictorias, es lo normal y habitual, cuando se produce el juicio ordinario y común posterior contra el ejecutante.

Y quiero destacar un fallo que, absolutamente confunde mucho mas, y que habilita a pensar, a que, durante el mismo trámite del proceso ejecutivo pueden instaurarse medidas cautelares y hasta reclamarse el daño moral, por un juicio ejecutivo mal incoado y no esperar la condena y su cumplimiento por parte del ejecutado.

Fallo muy importante por la carga de la prueba diabólica.

Quiero exhibirle al lector, el dictado del siguiente fallo:

"Se hacer lugar al reclamo por daño moral que se configuró por la afectación espiritual que describe la demandante, derivada de las vicisitudes que le causaron las consecuencias de la inscripción de la inhibición general de bienes, y la forzada intervención en un juicio ejecutivo al que fue llevada sin justificación."

Lungo Britos Madeleine Carolina c/ Insuela Ramón s/ daños y perjuicios

Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, Sala B, Fecha: 1-abr-2010

Cita de Microjuris: MJ-JU-M-55859-AR | MJJ55859 | MJJ55859.

Como conclusión.

¿Por cuál razón primero cumplir con las condenaciones del juicio ejecutivo para no iniciar durante su trámite el juicio por daño moral si las sentencias pueden naturalmente ser contradictorias?. ¿Cuál es la razón de la espera?. ¿Cuál es el cimiento jurídico que se tambalea, si durante el trámite del proceso ejecutivo se puede advertir con posterioridad inmediata, y aún durante la misma tramitación de ese proceso de ejecución que se está realizando sin ninguna razón que avale el procedimiento?. ¿No es que acaso mediante el juicio ordinario posterior al juicio ejecutivo, puede dictarse una sentencia opuesta a la dictada en el segundo de los juicios citados?- ¿Por cuál razón esperar ser condenado, despojado de los bienes, y no instalar, de inmediato, medidas cautelares contra bienes del ejecutante y pedir la indemnización inmediata del daño moral?. ¿Por cuál razón esperar?

AL MARGEN DE LO CUAL, NO EXISTE NINGUNA PROHIBICIÓN EN RECLAMAR POR DAÑO MORAL POR UN JUICIO EJECUTIVO MAL IMPETRADO. PUES, SI BIEN LA LEY PERMITE EL REEMBOLSO DE LO MAL PAGADO EN UN JUICIO ORDINARIO POSTERIOR, EL JUICIO POR DAÑO MORAL, NO TIENE NADA QUE VER CON LAS CONDENACIONES PATRIMONIALES QUE PREVIAMENTE DEBE CUMPLIR EL EJECUTADO CON RESPECTO AL CAPITAL COBRADO EN UN JUICIO EJECUTIVO. EL DAÑO MORAL, NO ES UNA RECLAMACIÓN PATRIMONIAL.

Son todas éstas materias muy pendientes de la justicia, calculo que la mas pendiente de todas las materias que doctrinariamente deben definirse acabadamente.